• Carmen con uVe

Puebla y Cholula: de historia y gastronomía mexicana


Entrábamos en México en el mes de agosto de 2016 por la frontera de San Ysidro que separa San Diego de la ciudad de Tijuana. Tras un enérgico día en esta ciudad fronteriza, tomamos un avión (que por esta parte del mundo los aviones se toman, no se cogen, que eso significa otra cosa) a la ciudad de México y luego un bus hasta Puebla. Allí nos esperaba Amparo, la tía de Efrén, que es catedrática de Historia del Arte y trabaja como profesora en la universidad desde hace unos años. Con ella pasaríamos unos días muy agradables y aprovechando sus conocimientos ahondaríamos en la historia de México, inseparable en algunos capítulos de la española.

PUEBLA

Para quien no la conozca, Puebla es una bella ciudad mexicana de un estado que lleva su mismo nombre y se encuentra en el centro del país. Denominada oficialmente como Heroica Puebla de Zaragoza, esta ciudad fue fundada por los españoles en 1531 y, a pesar de haber sufrido terremotos que han dañado su arquitectura, la ciudad aún conserva edificios coloniales impresionantes. No obstante, si por algo es famosa la ciudad de Puebla es por estar vigilada por el Volcán Popocatépetl, cuyo nombre significa en nahuatl "cerro que humea". Pero este no es el único volcán que rodea la ciudad. También se pueden ver el Izaccíhuatl y el Malinche así como el pico Orizaba.

La ciudad se encuentra a más de 2000 metros sobre el nivel del mar, lo que hace que su clima no sea siempre el que uno se imagina cuando piensa en México y sus playas paradisiacas. Nos tocó pasar calor pero también correr a resguardarnos de las trombas de agua. Que allí cuando llueve, llueve de verdad.

Con Ampa mirando al Popocatépetl, un volcán activo

Junto con Amparo y sus amigos descubrimos la maravillosa cultura mexicana. Reflexionamos sobre el lenguaje, la historia, disfrutamos de una de las mejores gastronomías del mundo, degustamos tequilas y mezcales, extraídos del agave... También nos tocó cantar y bailar algún clásico de ambos lados del océano y hasta nos hicieron una entrevista en Radio Oro, dónde Amparo colaboraba en el programa De harina y huevo con Limón, conducido por Enrique Limón, un presentador de televisión muy conocido en el país. Con cada pequeño descubrimiento, cada conversación y cada imagen descubríamos algo nuevo y nos entusiasmaba pensar lo que el continente Americano aún guardaba para nosotros.

Si estás leyendo esta entrada y piensas visitar Puebla en particular, o México en general, te podríamos dar miles de consejos. Sin embargo vamos a dejarlo en uno: déjate empapar por su cultura, sus colores y sus sabores. Supongo que ya eres lo suficientemente inteligente para saber que por esta parte del mundo hay que ser algo más prudente. Pero que eso no te asuste. La mayor parte de los mexicanos son buena gente, con ganas de enseñarte su país y recibirte con la mejor sonrisa.

Callejeando por Puebla

La catedral vista desde atrás

Ahora bien, que no se te olvide visitar esta ciudad maravillosa entre tanta cerveza y tanto tequila. En esta ciudad Patrimonio de la Humanidad desde 1987 hay que visitar su hermosa catedral construida en el s.XVI, el zócalo, la Biblioteca Palafoxiana de la Casa de la Cultura, el templo de San Francisco o el Palacio Municipal entre muchos otros. Los amantes de los mercadillos no se pueden perder el barrio de los artistas y el callejón de los sapos donde se pueden encontrar todo tipo de antigüedades.

La ciudad ofrece un amplio abanico de posibilidades al viajero, tanto para quien disfruta de la arquitectura, los museos y el arte como para quien prefiere las terrazas, los buenos paseos y probar cosas nuevas. Dicen que la poblana es la mejor gastronomía de México. Uno no puede irse de la ciudad sin probar el mole, una especialidad con más de 20 ingredientes entre los que se encuentra el cacao, las nueces, pasas y un montón de tipos de chiles. También son conocidos los chiles en nogada, los mixiotes, los tamales, las cemitas e infinidad de manjares.

El callejón de los Sapos

CHOLULA

Cholula es la hermana pequeña de Puebla. Una ciudad cercana, que más parece un barrio de la capital pero que nada tiene que envidiar a la primera. Cholula es uno de los Pueblos Mágicos de México y es considerada la ciudad viva más antigua de América. Fundada en el 500 A.C. la ciudad de Cholula es conocida principalmente por su Gran Pirámide Tlachihualtépetl, que en nahuatl significa "cerro hecho a mano". En la actualidad se pueden visitar las ruinas de la pirámide así como la iglesia de Nuestra Señora de los Remedios, que se encuentra en lo alto del cerro. Esta iglesia fue construida por los españoles en 1594 como forma de anteponer la religión católica a las creencias de los nativos. Existen en México más ejemplos de iglesias construidas sobre lugares sagrados indígenas.

Cholula es mucho más que la típica imagen de la iglesia en lo alto del cerro con el volcán Popocatépetl de fondo. En este Pueblo Mágico uno puede visitar también el Museo Regional ubicado en el antiguo Hospital Psiquiátrico Nuestra Señora de Guadalupe, el convento Franciscano que queda frente al zócalo y cualquiera de las más de 300 iglesias que se esparcen por las calles de la ciudad. Como amantes de los mercados y la gastronomía mexicana te recomendamos también el mercado Cosme del Razo para comprar unos tacos de maíz azul, unos chiles, tomarse un jugo de frutas o hacerse con los ingredientes para hacer el famoso mole.

Iglesia Nuestra Señora de los Remedios

Convento Franciscano y la ciudad de Cholula vista desde la Gran Pirámide

Puebla y Cholula fue el inicio de una maravillosa aventura por el sur de México, país del que nos enamoraríamos y al que estamos ansiosos de volver. Añoramos las imágenes de los escarabajos aparcados delante de las coloridas casas, de las mujeres preparando tortillas de maíz o vendiendo tamales, los hombres con los cestos llenos de chapulines (grillos fritos) para tomar con las chelas (cervezas), las imágenes de los limpiabotas, de los mariachis vestidos con sus mejores galas... de los paisajes selváticos, de las playas... Imágenes que reviven momentos, recuerdos, olores y sabores de un país lleno de energía y pasión, un lugar rico en culturas, tradiciones, historia (a veces más trágica, a veces menos) que ha ido esculpiendo la identidad mexicana actual, tan variada, a menudo tan injusta que resulta abrumador, pero tan enriquecedora que nuestro viaje no hubiese sido el mismo sin ella.

Y terminamos esta introducción a nuestro periplo por México dando las gracias a todos los que nos acompañaron esas semana. Y les damos las gracias en náhuatl, una lengua indígena usada durante el imperio azteca y que sigue viva en la actualidad. Tlazohcāmati.

#MÉXICO #AMÉRICA #Puebla #VueltaalMundo

  • Facebook Social Icon
  • Instagram
  • YouTube

conuvedeviaje@gmail.com - España 2020 © Copileft (comparte libremente) No Animals were harmed in the making.